CEO: JORGE AMADO

Lun. Oct 2nd, 2023

Buenos Aires, 12 de diciembre de 2022. El Centro Cultural Borges, dependiente del Ministerio de Cultura de la Nación, inauguró la nueva sede del Museo Nacional de Arte Oriental (MNAO), que funciona en el pabellón III del segundo piso del Centro Cultural. Tras funcionar cincuenta y siete años en su sede del Palacio Errázuriz, el MNAO abre las puertas de su nueva casa.

El edificio, completamente renovado ofrece un espacio de exhibición principal, uno de exhibiciones temporarias de arte contemporáneo, su reserva de colecciones visitable y una sala de acción dedicada a actividades educativas para familias y escuelas. En su diseño contempla estándares internacionales de museología para la presentación de las piezas, así como los distintos lineamientos de accesibilidad que establece el Ministerio de Cultura de la Nación para los museos.

Dice Rocío Boffo, directora del MNAO: “La mudanza del Museo Nacional de Arte Oriental a una nueva sede más grande y adecuada para la correcta exhibición de su patrimonio y para el desarrollo de programas públicos para las comunidades es un hecho de profunda relevancia para la institución y para el Ministerio de Cultura, tras más de cincuenta años en esta búsqueda”.

Dice Ezequiel Grimson, director del Centro Cultural Borges (CCB): “La inauguración de la nueva sede del Museo Nacional de Arte Oriental en el CCB es un hecho de profunda relevancia, que se enmarca en una política cultural pública desarrollada por el Ministerio de Cultura de la Nación de mejoramiento, actualización y desarrollo de la infraestructura de las instituciones culturales de la Argentina”.

Desde ese día se podrán visitar dos exhibiciones: Oriente todo, con curaduría de Lucía de Francesco y Anush Katchadjian, y Calcar destellos de un Oriente, de las artistas Aili Chen y Johanna Wilhelm.

A lo largo de 2023, el MNAO ofrecerá además diversos programas públicos y comunitarios, entre los que se destacan charlas de especialistas, visitas guiadas a las exhibiciones, talleres, proyecciones y conciertos.

Pabellón III, segundo piso. Visitas: de miércoles a domingos de 14 a 20

Centro Cultural Borges. Dirección: Viamonte 525, Buenos Aires

Redes sociales: @museooriental (Instagram, Twitter y Tik Tok)

Seguí al Borges en las redes @CentroBorges.

Un poco de historia

El Museo Nacional de Arte Oriental fue fundado en 1965 y abrió sus puertas en el Palacio Errázuriz Alvear un año más tarde. Su patrimonio se compone de más de cuatro mil piezas originales de China, Japón, Corea, India, Egipto, Turquía, Armenia, el antiguo imperio Persa, Tíbet, Indonesia, Malasia y Tailandia, entre otros países.

El acervo patrimonial del museo está integrado por pinturas, esculturas, grabados, objetos de uso cotidiano, de culto, indumentaria, instrumentos musicales, juguetes, fotografías y mobiliario de distintas culturas orientales.

Luego de permanecer más de dieciocho años cerrado al público, el MNAO reabrió en septiembre de 2019 con una propuesta que consistía en una sala de exhibiciones temporarias y la presentación de su espacio de reserva de colecciones, como reserva visitable, para que los públicos pudieran conocer más en profundidad la calidad y la cantidad de las piezas albergadas.

Sobre las exposiciones.

Exhibición principal: Oriente todo

¿Cómo plantear un museo que desde acá representa comunidades de allá? ¿Cómo poner en diálogo dos mitades del mundo? ¿Cómo potenciar la experiencia de expresiones culturales de esos países y abrir el juego a múltiples miradas?

Para empezar, ¿en qué pensamos cuándo decimos Oriente?

En el imaginario occidental, el concepto de Oriente parecería definirse por oposición: es todo aquello que no es Occidente, e incluye diversas geografías, naciones, culturas, prácticas y grupos sociales. Los intentos por conocer a ese otro no fueron ni son inocentes; tienen una dimensión política en la que la centralidad de Europa construyó un relato que fue interiorizado por el resto del mundo occidental.

¿Cuáles son las ideas respecto de Oriente creadas por nuestro imaginario cultural? Se suele asociar a Oriente con lo detallista, la espiritualidad, la sensualidad y una gran conexión con la naturaleza. ¿Es realmente así o se trata de concepciones imaginadas?.

La exhibición presenta la constitución misma del museo como un modo, entre otros posibles, de encontrarse con Oriente. Ofrecemos Oriente todo con la intención de reconocer estas ideas y ponerlas a prueba. Proponemos observar la colección a través de los distintos tiempos que en ella se congregan y las experiencias individuales de cada visitante.

Revisamos nuestros preconceptos para reconstruir nuevas ideas a partir de objetos, sumando la mirada de artistas contemporáneos y comunidades locales. El MNAO busca tanto difundir las culturas orientales como contribuir a la convivencia en la diversidad de nuestras sociedades.

Lucía de Francesco y Anush Katchadjian, curadoras de la exposición

Exhibición temporaria: Calcar destellos de un Oriente

Dicen que el papel tiene memoria. Guarda el recuerdo de los pliegues y otras huellas del tiempo. Es a la vez delicado y resistente. Soporte de muchas historias, de muchos mundos.

Aili Chen y Johanna Wilhelm parecen calcar destellos de un Oriente; reinventan la idea de un Oriente todo guardado en el acervo del Museo Nacional de Arte Oriental. Las piezas hechas en papel, material paradigmático de los imaginarios sobre las artes orientales, son un contrapunto de la colección. Despliegan luces y sombras, casi blancos y casi negros, contenedores y contenidos de un universo oriental.

Aili Chen, modelando fantasmas de los objetos con papeles crujientes, evoca el doble viaje de las colecciones: de Oriente a la Argentina y, luego, de una sede a otra del Museo. Lo que está materialmente y lo que queda resplandeciendo en esas cáscaras envoltorios de memoria espectral cohabitan en espejo.

Johanna Wilhelm reencanta los trocitos de una totalidad incompleta que se adivina en el Museo. Cala los diseños de las superficies coloridas para prender sus sombras en una constelación de objetos evocados. Hace deambular la mirada entre ecos minuciosos de un paisaje lejano.

Como la dupla suspendida de Corazón de noche, Aili y Johanna se dejan atrapar por el cosmos de la colección para encenderla. Nos invitan a adentrarnos en un sinfín de lugares y sentidos que llamamos Oriente y nos acercan la fascinación de sus destellos.

Viviana Usubiaga

Sobre la directora del MNAO

Rocío Boffo (La Plata, 1974) es licenciada y profesora en Artes Visuales por la Universidad Nacional de las Artes, especialista en Conservación y Restauración de Bienes Culturales.

Desde 2000 trabaja en la gestión de colecciones de museos públicos y privados. Entre 2016 y 2017 fue directora nacional de Museos del Ministerio de Cultura de la Nación, cargo que dejó para procurar la reapertura y el traslado del Museo Nacional de Arte Oriental, hecho que se consolidó primero en 2019, tras dieciocho años cerrado, con su reapertura en su sede original del Palacio Errázuriz Alvear, y luego, con la mudanza a su nueva sede del Centro Cultural Borges, en 2022.

Por otra parte, desde 2020, se desempeña como directora de la licenciatura en Conservación y Restauración de Bienes Culturales de la Universidad Nacional de General San Martín (UNSAM). Entre 2018 y 2021 desarrolló el seminario Patrimonio, Estado, Museos en la maestría en Gestión de la Cultura de la Universidad de San Andrés.

Además, en 2008 obtuvo por concurso el cargo de coordinadora del Programa Nacional de Rescate de Bienes Culturales de la Dirección Nacional de Patrimonio y Museos, dependiente de la Secretaría de Cultura de la Nación (SCN), que ocupaba desde 2003. En el marco de esa función, diseñó, organizó e impartió los entrenamientos a personal de instituciones patrimoniales de todo el país hasta 2014. En simultáneo, coordinó el Programa de Exhibiciones Itinerantes de la Dirección Nacional de Patrimonio y Museos, dependiente de la SCN, con obras del Museo Nacional de Bellas Artes para las exposiciones Goya, la condición humana y El retrato, marco de identidad (2003-2005). Fue miembro del Comité Técnico del Programa de Apoyo al Patrimonio Museológico en Situación de Riesgo, de la iniciativa intergubernamental Programa Ibermuseos (2010-14), y actualmente, desde 2021, forma parte del Comité Técnico sobre Sustentabilidad en Museos, del mismo programa.

Como coordinadora académica del Instituto de Investigaciones sobre el Patrimonio Cultural (2014-15), tuvo a su cargo el diseño y la implementación del sistema de control de calidad en la gestión del IIPC-Taller TAREA, UNSAM, para su certificación según norma ISO 9001:2008, ante el organismo certificador TÜV Rheinland.

Desde 2001 es docente por concurso de las cátedras Técnicas de Conservación y Restauración I y II del Departamento de Artes Visuales de la UNA, y, desde 2004, de las cátedras de Gestión de la Conservación y de Conservación de Pintura en la UNSAM.

Formó parte de la Unidad de Proyectos Culturales de la Fundación Antorchas (2000-2002), para la cual coordinó los contenidos didácticos en seminarios de conservación y gestión de colecciones de museos, con profesionales del Chicago Art Institute, la Smithsonian Institution, el San Francisco Museum of Fine Arts y el National Parks Service.

Durante 1999 residió en Los Ángeles, California, merced a una beca de la Getty Foundation para desempeñarse en el Departamento de Conservación de Pinturas del Los Angeles County Museum of Art (LACMA).

Patricia Ludueña
Prensa Comunicación Institucional
Centro Cultural Borges
Ministerio de Cultura
patricia.luduena@cultura.gob.ar

Por Daniel Banchero

CEO: JORGE AMADO Correo electrónico: danielbanchero@hotmail.com @jorgeamado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *